Jacques Audiard

mde

Los cines en Colonia son como bares. Aquí sustituyen las palomitas por las botellas de cerveza y la luz es tibia en todo el ambiente. Anoche fui a ver The Sisters Brothers, la nueva película de Jacques Audiard. Este director francés es autor de De óxido y hueso, una historia de superación en la que surge el amor de la manera más inesperada. Es una película fascinante. Pero esta última lo es aún más. Se trasladó a Estados Unidos para dirigir el género más americano que existe: un western, y le ha salido una obra universal que apela directamente a nuestra memoria sentimental. Joaquin Phoenix, una vez más, está brillante, y John C. Reilly desarrolla un personaje tierno, introspectivo y romántico, opuesto a la idea de masculinidad típica de las películas del oeste. Una historia protagonizada por una pareja complementaria da mucho juego, de modo que los diálogos y las imágenes entre ellos, dos hermanos con sendos traumas, absorben al espectador y nos llevan de la mano a un desenlace inevitablemente catártico. La búsqueda de oro como búsqueda de uno mismo y la fraternidad como alianza definitiva. ¿Acaso no es eso la vida?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s