Piscina

IMG_20180813_230203

Esta mañana he retocado unos textos, he charlado un rato con mi amigo F. –¡qué suerte tenerte!-, y me he ido a la piscina. Apenas había gente, y donde he extendido mi toalla solo podía escuchar a un par de pajarillos. Me he llevado el cuaderno de notas de Tomás Segovia (El tiempo en los brazos), que me ha hecho buena compañía, hasta que en la cafetería han puesto Cadena Dial –iba a escribir “sintonizado”, pero me temo que ya las ruletas son una pieza de museo-. No me ha parecido serio leer a Segovia con Álex Ubago de fondo, de modo que me he zambullido al agua y he hecho unos largos. En el descanso entre uno y otro, escucho quejarse a un niño: “Yo tengo muchas monedas. Antes tenía billetes, de la comunión, pero mi madre me cogió todos los cuartos”. Cuando vuelvo a la sombrilla, aparto el libro y justo se abre en la página 201, donde figuran unos versos de TS que parecen interpelarme: …y donde es mi tarea / sostener el milagro en el que no confío.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s